9 de noviembre de 2009

Nos vamos a la luna

Ayer me vi Moon... la ópera prima de Duncan Jones... que para el que no lo sepa es el hijo de David Bowie. La verdad es que iba con miedito... por que había visto el trailer y no sé por que me pareció que iba a ver una copia o una actualización de 2001... y no... para nada.

Moon nos relata la la historia de Sam Bell, un técnico destinado en una base lunar durante tres años para encargarse de la extracción y el envío de un energético material descubierto recientemente en la superficie de nuestro satélite. Su labor en la estación es la de de controlar las cosechadoras automatizadas que van extrayendo el mineral así como del mantenimiento general de la base para lo cual se sirve de la ayuda de un amable robot.

La película comienza cuando a nuestro protagonista le quedan tan solo un par de semanas en la estación y, por desgracia sufre un accidente al ir a investigar un fallo en una cosechadora. Es entonces cuando el astronauta descubrirá que no es el único humano en la base y que tampoco es la persona que él cree ser...

Y hasta ahí puedo leer.
La película me entretuvo bastante y os la recomiendo... ya sabeis que a mi el tema del espacio espacial me atrae... pero en serio, está bien. Os engañaría yo? Ahora me vendrá Dani con que es una mierda... pero hay que seguir intentándolo... alguna vez coincidiremos en gustos!

No en serio... una película inteligente que no tiene nada que ver con aliens sino con sentirse alienado, que no tiene que ver con las tecnologías futuras sino con la gente que tiene que vivir con ellas y manejarlas.
Es lógico que beba de otras muchas fuentes... a mi hay momentos en los que me recordó a Solaris... a 2001... a Naves misteriosas... pero es normal... todos bebemos de las mismas fuentes, no?
En resumen... que no es un peliculón pero tampoco es de Antena 3 a las 5 de la tarde.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada